AVISO PARA LECTORES: Esto es un blog de desahogo personal y en ningún caso las opiniones aquí vertidas se corresponden con la postura oficial del Vaticano. Leónidas Kowalski de Arimatea es un personaje ficticio, y los gatos que escriben sus textos no comparten necesariamente su comida. Los autores no tienen nada contra las mujeres, y por lo que a ellos respecta pueden seguir constituyendo asociaciones feministas para dar pena y mendigar subvenciones.

martes, 4 de septiembre de 2007

Otras vidas y muchos tiros


Aunque en el blogueril mundo me hago llamar Leónidas K. de Arimatea lo cierto es que las dos últimas noches me han conocido como Marcado, nadie sabe mi nombre verdadero y yo no puedo recordarlo tras un accidente. Lo de Marcado es por un tatuaje en mi antebrazo en el que pone S.T.A.L.K.E.R.

He pasado esas dos noches deambulando por las inmediaciones de Chernobyl, enfrentándome a criaturas monstruosas producto de la radiación, a soldados con muy mala uva, a comerciantes sin escrúpulos y a asesinos del más diverso pelaje. He pasado algo de miedo y mucha tensión. Coño, hasta algo conocido como anomalías me han sacudido de vez en cuando el cuerpo. Pero sobre todo me he hartado a pegar tiros. Cuando amanece, fatigado y apestando a pólvora, recupero mi nombre (Leónidas o cualquier otro, qué más da, el caso es tener un nombre, una identidad y una memoria) y me voy en busca de Gusifluky, que me mira reprobador por el abandono nocturno. No entiende, pobre criatura, que tenía que luchar por mi supervivencia en un mundo despiadado donde impera la ley del más rápido y del más hijoputa.

He aquí un vídeo que, cual turista japonés, me he traído:





No es la primera vez que sufro estos extraños cambios de personalidad. Sin ir más lejos antes de ser Marcado fui un soldado de la IIª G.M. Un soldado anónimo que igual era alemán como ruso, y tanto en un caso como en otro casi siempre desempeñé el papel de francotirador, que es ideal para alguien solitario y tranquilo como yo. También he traído recuerdos:





Pero hace cosa de un año viví una experiencia deliciosa. Fue como estar en una película bélica y de terror a partes iguales en la que el protagonista era yo. Pero aquello no fue una película, aquello era peligrosamente real:





Y sin embargo nada como lo vivido en el año 2004, cuando para evitar mis propios monstruos con nombre de mujer decidí plantar cara a otros venidos de quién sabe dónde, mucho menos peligrosos. Me convertí en un joven doctor en física llamado Gordon Freeman, y aquel fue mi inolvidable bautismo de fuego:





Posteriormente, en 2006, volví a ser poseído por el astuto y combativo doctor Freeman, y quedé asombrado por los cambios que se habían producido mientras tanto en la Tierra, lamentablemente en poder de la Alianza:







Ah, amigos, cuántos cartuchos consumidos, cuántas vidas arrebatadas, cuántos litros de sangre salpicando paredes, cuántos cuerpos mutilados, cuántas vísceras cubiertas de moscas... Cuántas noches sin dormir.



Nota: Los vídeos corresponden, por orden, a los siguientes juegos (todos muy recomendables para enfermos de la acción en primera persona como este cabeza de chorlito):










18 comentarios:

Sensei Kátorga dijo...

Todavía recuerdo mi primera partida al Half Life, fue una experiencia totalizadora, acojonante, subyugante y fascinante. Sin duda el gafotas de Freeman me conquistó (recuerdo el final del primer Half Life, aquél en el que el prota es teletransportado a ese mundo de criaturas aterradoras). Gracias a este juego me aficioné bastante a los shoot´em´up subjetivos. El último que he logrado terminar es el Resistance: Fall of men y espero como agua de mayo el Killzone II para Playstation 3. Un saludo subjetivo, Leo.

Leónidas Kowalski de Arimatea dijo...

Totalmente contigo en lo que dices de Half Life, Sensei. Fue mi primer juego de acción subjetiva, y cambió mi vida. Me llevó unos tres meses en los que hasta soñaba con él, sobre todo cuando me pasaba semanas enteras atascado en una parte. Nada de guías ni trampas, a pelo.

Me hice Halflivedependiente. Jugué todas sus extensiones, he jugado la segunda parte, también el Half Live 2 Episodio Uno, y espero como agua de Mayo el Half Live 2 Episodio Dos para experimentar con la nueva arma Portal

Javi dijo...

Comparto, o mejor dicho, compartía tu afición por este tipo de "alters egos". Recuerdo que en mi primera experiencia -UNREAL- a los pocos minutos tenía que dejarlo, con dolor de cabeza. Las idas y venidas por los laberintos acababan provocandome cefaleas. Luego me acostumbré y aficioné. Era un derroche de adrenalina. Un desahogo. Pero como siempre me pasa, no tengo medida y abusé. El resultado: epicondilitis en el codo izquierdo y sindrome de tunel carpiano en la muñeca izquierda. Y ahora empiezo a notar los primero sintomas en la muñeca derecha... Dicen que ocurre cuando realizas un movimiento repetitivo durante mucho tiempo. Espero que con ejercicios y rehabilitación pueda corregirlo antes de que vaya a más.

Lo que no me explico es que llevo más de veinticinco años masturb... digo... realizando un ejercicio constante y repetitivo con la mano derecha, y nunca había tenido problemas...

paloma dijo...

Club de Toby?

En mi vida, y con suerte, he jugado al Pac-man y al Tetris... cual de los dos mas llenos de emocion y adrenalina!

la-misma dijo...

pd: Y no me hablas de matar soldaditos que me da tirria! arrgg...

de-nuevo dijo...

Quise decir no me hables..o no me hablí pa' que me cachí mejor!

nut dijo...

Si me permites: KILLZONE

Neko dijo...

Si te gustan los juegos en primera persona, te recomiendo el Halo, Gears of War, The Darkness o el reciente Bioshock. Aunque exceptuando el Halo solo los conozco solo para la 360, es posible que también haya para PC (a menos que tu tengas una 360, claro, lo cual seria una ventaja porque los gráficos suelen ser mejores).

Neko dijo...

Si, el Bioshock también está para el PC.

Sensei Kátorga dijo...

Joder macho, la demostración del arma Portal en Youtube es realmente acojonante, las horas que puedes echar pensando mil maneras de matar a bichos, saltar a cotas inalcanzables... Posibilidades infinitas. Muy bueno.

Leónidas Kowalski de Arimatea dijo...

¿Neko? ¿Es la Neko que yo conozco y no me ha puteado? Si es es ella recordemos todos este gran día y que le den por el culo a San Gordon Freeman.

Neko dijo...

No, soy la Neko colocada de hach... estooo... de paz y amor ^^U. Tiroriororiii...

Neko dijo...

¿Que Neko iba a ser si no? Aiiis...

Leónidas Kowalski de Arimatea dijo...

Me alegro de que estés simpática y amable, Neko, pero ten cuidado.

Jota dijo...

Yo conozco un juego muy divertido tío, se llama Almeria´s Power y no hace falta consola. Sólo has de repetir tres veces en voz alta MI SUDADO CULO ES DE JOTA y rezar lo que sepas para que el Unreal de marras termine pronto y no quiera hacer un puto Insert Coin again Que Te Jodan.

Neko dijo...

¿Cuidado? Lo del hachís era mentira, joeee... >_<

Miri dijo...

Sangriento, que eres un sangriento... ;-P . Yo pasé unos años viciada a los videojuegos, pero a mí me gustaban los de rol suavecitos, los de plataformas y las aventuras gráficas. Nada de sangre. Bueno, o no mucha, al menos.

Un besito,
Miri

Mayolongo dijo...

No vamos a Ravenholm, que bueno!. Saludos.