AVISO PARA LECTORES: Esto es un blog de desahogo personal y en ningún caso las opiniones aquí vertidas se corresponden con la postura oficial del Vaticano. Leónidas Kowalski de Arimatea es un personaje ficticio, y los gatos que escriben sus textos no comparten necesariamente su comida. Los autores no tienen nada contra las mujeres, y por lo que a ellos respecta pueden seguir constituyendo asociaciones feministas para dar pena y mendigar subvenciones.

sábado, 27 de enero de 2007

Son legión

(Entrada originalmente publicada en Spaces el 01-06-06).

Parece que muchas lenguas tienen una partícula para, añadida a un apellido o nombre, indicar que se es descendiente de éste.

Por ejemplo, para los escoceses es Mc-, de modo que McDonald significa algo así como hijo de Donald, o McFlanagan, hijo de Flanagan.

Para los irlandeses es O´-, por lo que O´Reilly sería hijo de Reilly, u O´Donnell, hijo de Donnell.

Los rusos tienen el -itch, siendo Ivanovitch hijo de Ivanov, o Paulovitch hijo de Paulov.

Nosotros tenemos la terminación -ez. Por lo que Sánchez significa hijo de Sancho, y Martínez hijo de Martín. Pérez posiblemente venga de Pedro. Jiménez sería el hijo de Jimeno. González el hijo de Gonzalo. Etc.

Pues bien. En virtud de esto, puedo afirmar que el apellido más común en esta España de esperpento es, sin lugar a dudas, Pútez.

Ea, ahí queda eso.




No hay comentarios: