AVISO PARA LECTORES: Esto es un blog de desahogo personal y en ningún caso las opiniones aquí vertidas se corresponden con la postura oficial del Vaticano. Leónidas Kowalski de Arimatea es un personaje ficticio, y los gatos que escriben sus textos no comparten necesariamente su comida. Los autores no tienen nada contra las mujeres, y por lo que a ellos respecta pueden seguir constituyendo asociaciones feministas para dar pena y mendigar subvenciones.

martes, 26 de junio de 2007

Cruces, colorines y periodismo irresponsable



No podía ser de otra manera aquí, en las españas. Vuelven a oírse críticas sobre la condecoración que el Gobierno concede a los caídos en misiones en el extranjero, esta vez por los paracas asesinados en Líbano. Que si la medalla es con distintivo amarillo, que si el Gobierno niega el distintivo rojo, que si es una ofensa a nuestros militares, que si es una forma de ocultar a la opinión pública la situación de guerra que se vive en Líbano... que si patatín y que si patatán. Evidentemente quien así habla no ha echado un vistazo al Real Decreto 1040/2003 por el que se aprueba el Reglamento general de recompensas militares, o sí que lo conoce y es un cínico hijoputa. No cabe más; o hijoputa, o irresponsable.

Aclaremos algunas cosas por si a alguien interesan, que lo dudo. A los seis cascos azules asesinados en Líbano se les ha concedido la Cruz al Mérito Militar con distintivo amarillo, y hay quien insiste falazmente en que el distintivo debería ser rojo, que es el reservado para los muertos en actos de guerra, según dicen.

Para empezar, lo que ha pasado en Líbano no ha sido un acto de guerra, ha sido un atentado contra no combatientes. Para terminar, cuando nos dicen que el distintivo rojo es para los caídos en acciones bélicas nos están queriendo convencer, cuando menos, de una grave inexactitud. Vamos con las explicaciones necesarias que hasta muchos de mis compañeros militares necesitan porque no se enteran ni de por dónde les da el viento:

La Cruz al Mérito (Militar, para el Ejército de Tierra; Naval, para la Armada; Aeronáutico, para el Ejército del Aire) puede concederse con alguno de los siguientes distintivos: blanco, azul, amarillo y rojo. El motivo para escoger uno u otro distintivo no es caprichoso, ni obedece a motivos partidistas como algunos pretenden, sino que está regulado por un reglamento que dice así:

"Art. 36, punto 1: Las Cruces del Mérito Militar, del Mérito Naval y del Mérito Aeronáutico, con distintivo rojo, se concederán a aquellas personas que, con valor, hayan realizado acciones, hechos o servicios eficaces en el transcurso de un conflicto armado o de operaciones militares que impliquen o puedan implicar el uso de fuerza armada, y que conlleven unas dotes militares o de mando significativas.

(...)

Art. 41: La concesión de Cruces del Mérito Militar, del Mérito Naval y del Mérito Aeronáutico, con distintivo amarillo, deberá fundamentarse en alguna de las siguientes acciones, hechos o servicios, excluidos aquéllos a los que corresponda la concesión de Cruces del Mérito Militar, del Mérito Naval o del Mérito Aeronáutico, con distintivo rojo o azul:

(...)

b) Los que, comportando una especial conducta meritoria, tengan como consecuencia el fallecimiento o lesiones graves en acto de servicio, o con ocasión de éste."

En virtud de lo expuesto los seis militares de la Bripac han recibido a título póstumo la condecoración que corresponde recibir en estas tristes circunstancias, sin que ello suponga menosprecio alguno hacia ellos y sin que tenga nada que ver que el Líbano esté en guerra o en una verbena.

Lo demás son ganas de hacer mala sangre o de hablar de lo que se desconoce.


Actualización: Y siguiendo con este triste asunto no se pierdan la entrada de Javi al respecto.

Actualización (09-jul-07): Y finalmente el Gobierno se ha bajado los pantalones (tengamos en cuenta que las elecciones están cerca) y ha optado por modificar el Real Decreto que regula las condecoraciones militares para que los caídos en misiones de paz en el extranjero reciban la Cruz al Mérito con distintivo rojo. Me parece muy bien, porque quiero lo mejor para ellos y para sus familias, pero me toca los huevos que las medallas se concedan con fines tan descaradamente electoralistas. Eso, digan lo que digan, es dejar el honor que supone una condecoración a la altura del betún.

11 comentarios:

Anónimo dijo...

Leonidas, conoces las diferencias que encontrarian tus descendientes por tu muerte en acto de servicio (no quiera Dios) por:

A: Fallo técnico
B: Fallo humano.
C: A causa de la meteorología adversa
D: "Derribado" por un misil, u otro medio de destrucción.

Pues siendo la opcion D y no siendo una guerra DECLARADA, se estima el motivo TERRORISMO y la pension pasa de ser el 25% de la pension extraordinaria al 200 %.
Hay una sutil diferencia, creo que el color del distintivo es lo minimo, ahora... falta que Grande-Marlasca dictamine, prohibir la cremacion cuando ya estan "cremados" no es muy coherente ¿no crees?.

http://www.invalidosmilitares.org/actualidad/01d4c696ba0f62504/index.HTM

Miri dijo...

mmm, pues este tal cínico, hijo de puta o, en el mejor de los casos, irresponsables, es tu amigo Jiménez Losantos, porque las críticas han partido de la COPE, en su programita matinal. Y partiendo de quien parte, no pongas en duda los intereses partidistas... o antipartidistas, según lo mires.
Besitos,
Miri

Leónidas Kowalski de Arimatea dijo...

Hola. Dos buenos comentarios. Me encanta esto de que me lleven la contra:

Anónimo, yo estaba hablando de recompensas militares, no de pensiones, que es otra historia. Soy de esos idealistas que no pone el dimero por encima de todo. La condecoración recibida no tiene por qué afectar en absoluto a los derechos pasivos a los que haya lugar. De hecho se puede recibir la Cruz al Mérito Militar con distintivo rojo en vida y sin sufrir la menor herida. Las pensiones no tienen nada que ver con esto.

Me consta, Miri, que es la COPE, con Losantos entre otros, los que están jugando con la falacia del distintivo rojo. Espero que esto te sirva para ver que no me dejo llevar por nadie, salvo por el sentido común y por mis propios errores. Dije que me caía bien ese tipo, no que me creyera sus manipulaciones. ¿Entendido?

sentoki dijo...

No se si lo de las medallas es algo que os mola a los milikos o qué. ¿ponen medallas a los paletas que se caen del andamio? ¿y a los camioneros que palman en la carretera?. ¿No habíamos quedado en que se había profesionalizado el ejercito?. Yo no niego que se les indemnice a las familias como sea adecuado. De hecho me parecerá siempre poco porque nunca compensarán lo que han perdido unos tipos de veitipocos años. Pero el resto del sarao es un paripé para que los políticos se luzcan. Maldito el respeto que así les tributan.

Saludos.

Sentoki

Leónidas Kowalski de Arimatea dijo...

Bien dicho, Sentoki.

Las medallas, por tradición, son inherentes a la profesión de milico, pero los que estamos en el ajo sabemos qué injusta es frecuentemente su concesión. Yo mismo soy poseedor la Cruz al Mérito Militar con distintivo blanco desde el año 2002, y a día de hoy sigo sin saber por qué. A mi juicio muchos compañeros se la merecían más que yo, y lo digo sin falsa modestia. Lo de las medallas es un gran circo. Pero eso sí, en estos casos de muerte en acto de servicio comprendo que se concedan, porque ayuda a que las familias de los fallecidos se sientan, hasta cierto punto, reconocidas por la sociedad.

Por lo demás, vaya estafa lo de las medallas. Alguna vez quizá hable de lo fácil que es obtener una medalla siendo mujer... Por ahora lo dejo, que no quiero sufrir una úlcera.

Saludetes, Sentoki.

Javi dijo...

En una entrada, que finalmente no he llegado a publicar, comparaba a los militares con los perros, pero en el buen sentido. Un perro es un animal fiel y morira defendiéndote o incluso se dejara matar por tus propias manos, a cambio de una caricia, de una palabra amable. ¿Es mucho pedir un poco de reconocimiento público después de haberte jugado la vida, cumpliendo con los compromisos que tu Gobierno ha contraído?
Cuando yo volví de Bosnia, lo hice de manera discreta. Yo no llegué en barco a Málaga. A mí no me recibió el Rey, ni me esperaba el Presidente del Gobierno, ni siquiera mi familia. Pero estando en Madrid, a punto de coger el tren se nos acerco un hombre ya mayor y nos pregunto si eramos legionarios -ibamos de paisano, pero teniamos las mochilas color verde palido-, y si veniamos de Bosnia. Mi compañero contestó que sí, y aquel hombre simplemente nos dijo: "Bienvenidos a casa" y nos dió la mano. Esa -y una pequeña anecdota que contaré en mi blog- fue mi mayor y mejor recompensa después de seis meses de msión.

senkoi:
Tienes razón, un paleta puede morir si cae del andamio, y un camionero estrellarse en la carretera, pero cuando un militar -o un policia o un bombero- muere, es, en muchos casos, intentando salvar o ayudar a alguien.

Miri dijo...

mmmm, el comentario de Sentoki me ha hecho pensar. No conozco los datos, pero apostaría a que probabilísticamente, es mucho más fácil que muera un paleta español que un soldado español. Si tenemos en cuenta las muertes laborales en los últimos años... hay menos soldados que paletas. Es más, apostaría (que no confirmo) a que también hay más paletas muertos por cada 1000 paletas que soldados muertos por cada 1000 soldados. ¿Quién está arriesgando más?
Aunque como bien dice Javi, los bomberos o los soldados lo hacen, supuestamente, defendiendo a alguien... o al menos en este caso.
Saludos,
Miri

Leónidas Kowalski de Arimatea dijo...

Esto no es una competición estadística, y creo que nadie ha hablado de ello, pero el respeto que te tenía se me está perdiendo. ¿Quieres estadísticas? Tengo bonitas estadísticas para ti, podría hablar de aquel año en el que murieron tres Químicos Artificieros (entre esos muertos la Cabo María José que fue la primera mujer militar fallecida en acto de servicio), y oye, tres QAR´s significa más de un diez por ciento de militares de esa especialidad muertos...

Déjate de estadísticas, anda.

Miri dijo...

Leo, no pretendía herirte ni hacer ninguna competición de cifras. Pero quizás tampoco estaría de más que se reconociera el honor de otras profesiones cuyos muertos (muchos) nunca serán honrados más allá de sus familias. No pretendía hacer alarde estadístico de unas cifras que no conozco, sino reflexionar acerca de lo que dice Sentoki y que creo cierto: no sólo los soldados arriesgan su vida. Otras profesiones también tienen su riesgo. Y otras, como médico en un país donde todavía hay lepra y paludismo, también, aparte de riesgo, conllevan un honor. Un honor que, por cierto, no suele ser reconocido.
Sin faltar al respeto a los soldados asesinados, creo que otras tantas personas anónimas también se merecen un reconocimiento.
Saludos,
Miri

Viajera solitaria dijo...

Pues ya ha salido la noticia de que el PP iba a pedir explicaciones de por qué no les han dado la roja... cada vez que pasa una tragedia de este calibre están igual (todos, independientemente del color político)... joer, que asco de clase política.

Carabiru dijo...

Estaba deseando entrar aquí para leer sobre este tema, bueno, aquí y donde javi.
Porque la verdad, lo que sacan en la tele, es todo politequeo, que me pone enferma que la muerte de seis chavales se use con fines políticos... qué asco de mundo.

Oferta, oferta! vendo mi alma, y con ella a mi madre que hace un cocido de muerte de regalo, por un par de votos que me presento a presidenta de la comunidad...