AVISO PARA LECTORES: Esto es un blog de desahogo personal y en ningún caso las opiniones aquí vertidas se corresponden con la postura oficial del Vaticano. Leónidas Kowalski de Arimatea es un personaje ficticio, y los gatos que escriben sus textos no comparten necesariamente su comida. Los autores no tienen nada contra las mujeres, y por lo que a ellos respecta pueden seguir constituyendo asociaciones feministas para dar pena y mendigar subvenciones.

domingo, 16 de marzo de 2008

Yo condeno


Yo, Leónidas Kowalski de Arimatea, en el papel de fiscal, propongo condena para:

Todos aquellos que presumen de su astucia para evadir impuestos.


Los gobernantes que se venden promoviendo leyes ventajosas para el rico.

Los compañeros que me echan a perder el café a las diez y media de la mañana debatiendo sobre si tal club de fútbol hizo bien comprando o vendiendo a tal jugador (qué triste es veros en ese ridículo simulacro de millonarios, y no digo nada de las connotaciones esclavistas).

Esos vendedores de misterios que se enriquecen a costa de fomentar la ignorancia.

Quienes pervierten la autoridad para humillar.

Las mujeres que hacen de su sexo una profesión.

La gente que guarda silencio cuando debe señalar una injusticia.

La gente que grita cuando debe callar.

Las personas que se llenan la boca apelando al compañerismo y traicionan a los compañeros.

Los bocazas que hablan mucho y no dicen nada.

Los dirigentes que mandan a matarse a sus seguidores y no se atreven a empuñar un fusil.

Todos quienes cogen un fusil sin hacerse preguntas.

Los traficantes de influencias.

Quien me robó tres libros en un autobús mientras yo tomaba café.


Los políticamente correctos, más preocupados por las apariencias que por la sinceridad.

Esos jefes que no me devuelven el saludo.

Los chivatos.

Los pelotas.

Los cocorocos, los calandracas y los wakiflakis que -¡malditos hijos de puta!- declararon la guerra a los gusiflukis.

Finalmente me condeno a mí mismo por algunas de todas estas razones y por otras que me callo.

12 comentarios:

Tito Charly dijo...

Estoy de acuerdo con todas menos con una, la de las putas. Puedes explicarme por que te molesta?

Leónidas Kowalski de Arimatea dijo...

Porque las conozco muy bien, y sé que nada bueno cabe esperar de ellas. Son desleales, falsas, dañinas...

Conste que me refiero no sólo a las profesionales en el sentido estricto, sino también, y muy especialmente, a todas esas que se emparejan buscando estabilidad económica y que no dudan en cambiar de pareja si con ello van a obtener una mejora material.

El único modo de estar seguro de que nunca te traicionarán es ser el hombre más rico del mundo.

Anónimo dijo...

Estas totalmente equivocado, Leonidas, el ser el hombre mas rico del mundo no te asegura fidelidad. Pues veras, esa chica que se va con el ricachon un dia lo dejara por otra polla, luego de quitarte todo lo posiblemente 'recuperable' de la estable y enriquecedora relacion, claro esta!


Paloma.

Carabiru dijo...

Sabes? aunque probablemente es el que más te jodió en su día... el menos malo de todos de esa lista fue el ladrón de libros... siempre y cuando los haya robado para leerlos, que de todo hay por el mundo, algunos roban por deporte... (y conste que yo me habría cagado en su puta madre, en su familia habida y por haber, y en algún santo en unos 100 km a la redonda).

Salu2

Anónimo dijo...

posiblemente las putas que se dediquen profesionalmente a ello, o sease, las que cobran, las que estan en los burdeles, las que tiene un chulo que las tanga la pasta o las que vienen de europa del este pensando que vienen a un trabajo digno, ni son desleales, ni falsas, ni dañiñas, seguramente las otras sean cosas mucho peores.

Leónidas Kowalski de Arimatea dijo...

Mi experiencia, anónimo, contradice tus palabras. Olvídate de ese mito de la pobre muchacha engañada que viene aquí a vivir un cuento de hadas y se encuentra en una encerrona.

Quizá, siendo bien pensados, llegan aquí sin saber lo que van a hacer, pero cuando descubren el pastel resulta que les encanta. Jamás soñaron con ganar tanto dinero y tan fácilmente. ¿Cuántas van a una comisaría para denunciar su situación y pedir amparo? Más bien al revés: no quieren que la poli se les mete en el prostíbulo y les joda el plan.

Las putas, enterémonos de una puñetera vez, no son víctimas (y ojo, me refiero a España; no entro en opinar sobre otros lugares y otras situaciones económicas).

nomolamos dijo...

pues opino, que seguramente si fuesen a una comisaria, las devolverian a su pais de origen, y a lo mejor es preferible ser puta en españa que morirte de hambre en tu pais. NO creo que nadie se valla de su pais por gusto, a no ser que se vayan de vacaciones. De todas las maneras, como mujer que soy, te tengo que dar la razon, en que es un dinero facil de ganar, pero te has puesto a pensar alguna vez el estomago que esta gente tiene que tener? por lo que tienen que pasar a veces??? yo pienso que hay que tener mucha necesidad y no tener mas opciones, tienen que estar desesperadas

Leónidas Kowalski de Arimatea dijo...

Nomalomas, usted es un desgraciado imbécil e ignorante. Fóllese a las putas que yo me he follado y opine, si tiene cojones. Cuánta mierda...

nomolamos dijo...

leonidas, soy un tia, no se lo que es follar con una puta, pero como mujer me pregunto ¿yo seria capaz?
hay que tenner mucho estomagooooooooooo!!!!!!!! o muchas necesidades!!!

Leónidas Kowalski de Arimatea dijo...

Nomolamos:

Te pido disculpas por confundirte con un hombre. La verdad es que casi no leí tu comentario y lo respondí bajo un ataque de furia que en realidad nada tenía que ver contigo.

Respecto a lo que dices, reconozco que hay que tener muchas tragaderas para ser puta, pero eso no me parece una virtud, sino más bien un defecto que me da la razón cuando digo que no son gente de fiar. Y desengáñate, en España nadie se hace puta por necesidad, sino por ambición. Por supuesto que hay lugares en el mundo donde la prostitución se debe a necesidades económicas de mera subsistencia, e incluso en ocasiones es una obligación impuesta por mafias, pero ese no es el caso de nuestro rico e hipócrita país.

Sobre las putas de importación que tenemos en España me pregunto: ¿estarían peor en sus países de origen? Seguramente sí que estarían peor. ¿Justifica eso que vengan a ejercer la prostitución aquí? No. ¿Por qué no limpian escaleras o se prestan a cuidar a abueletes o se ponen a recoger pimientos? Pues porque abrirse de piernas es más fácil, más cómodo, y da más DINERO.

No me cuentes rollos sobre necesidades, que ya no cuela.

Jose Mondejar Garcia dijo...

Leonidas, eso es exactamente lo que hacen:

1º) Cuidar abueletes.

2º) Coger pimientos y depende de la época nabos.

Un saludo.

Leónidas Kowalski de Arimatea dijo...

Joer, Mondéjar, no se puede hablar en serio aquí, eh.