AVISO PARA LECTORES: Esto es un blog de desahogo personal y en ningún caso las opiniones aquí vertidas se corresponden con la postura oficial del Vaticano. Leónidas Kowalski de Arimatea es un personaje ficticio, y los gatos que escriben sus textos no comparten necesariamente su comida. Los autores no tienen nada contra las mujeres, y por lo que a ellos respecta pueden seguir constituyendo asociaciones feministas para dar pena y mendigar subvenciones.

domingo, 30 de mayo de 2010

La visita del asiático que quería ser albaceteño (XIV y se acabó)

(Viene de aquí).

Leónidas hizo un rápido movimiento y de repente vi que sujetaba a Gusifluky sobre sus rodillas con una mano mientras con la otra mano le aplicaba el cañón de la pistola contra el cráneo.

Continúa la transcripción.

Leónidas Kowalski de Arimatea: Siempre fuiste un sentimental, nenaza. Me pregunto cómo reaccionarás antes este dilema: ¿prefieres que le vuele la cabeza al puto gato o me darás la contraseña del blog para que pueda seguir creando a desgraciados personajes?

Dudé apenas un par de segundos, los que necesité para que la mirada ingenua y sorprendida del pequeño Gusi me convenciera. Lenta, furiosamente, deletreé la contraseña. A continuación Leónidas hizo los cambios pertinentes en la configuración de DCC para arrogarse todos los privilegios de administrador, concediéndome tan solo autorización para publicar entradas. En ningún momento soltó la pistola, pero dejó libre a Gusifluky, quien confiadamente permaneció sobre los muslos de aquel que lo había amenazado de muerte segundos antes.

Continúa la transcripción:

Leónidas Kowalski de Arimatea: Ahora vuelvo a tener el control. No puedes, estimado Soldadito, eliminar DCC ni hacer nada en este blog como no sea publicar tus mierdas. Sigue divirtiéndote mientras yo me voy a... bueno, adonde sea, porque Gavá ya la tengo muy vista, y además esos catalufos me echaron de la Coral Sellarés porque me salían gallos, según ellos, pero yo sé que me excluyen porque soy charnego.

Soldadito de Plomo: Vayas donde vayas será demasiado cerca de mí y del pequeño Gusifluky.

Entonces Leónidas dio un amoroso beso en el hocico de Gusifluky, se incorporó alejándose del estudio sin dejar de encañonarme con la pistola, abrió la puerta que daba salida a la calle y tras cruzar el umbral...

Continúa la transcripción.

Leónidas Kowalski de Arimatea: Sabes que volveré, ¿verdad? Me voy porque tengo asuntos pendientes allá donde nuestro blog no puede llegar, pero cuando acabe con eso volveré. Entiéndelo, Soldadito.

No respondí pero lo miré fríamente mientras cerraba la puerta con delicadeza a sus espaldas. Cuando se hubo marchado respiré muy hondo.

Continúa la transcripción.

Gusifluky de Kowalski y Sanabria: El numerito de amenazarme con la pistola lo ensayamos hace un rato mientras dormías. Era puro teatro; papi nunca me haría daño. A veces, Soldadito de Plomo, pareces un pelín gilipollas.

Y aquí estoy ahora, un 30 de mayo, mirando con desconfianza a Gusifluky, que a su vez me mira con esa sonrisa enigmática suya, como advirtiéndome que él es dueño de arcanos que yo no puedo imaginar. Mientras tanto espero que Leónidas aparezca en cualquier momento, quién sabe con qué intenciones.


10 comentarios:

Pajeú dijo...

PLAS, PLAS.

Observaciones personales:
Gusi es EXCLUSIVAMENTE, propiedad de Leónidas. Como ya te dije en una ocasión anterior: tú sólo eres su padre putativo.

Leónidas sigue por aquí, bien. Quizá algún día me encuentre con él. Y el mundo se estremezca bajo nuestros pies.


Por cierto, alargas tanto los folletines que casi llego a olvidar los inicios. Y sí, ya sé que lo haces porque te sale de los huevos. Justo la misma razón por la que a mí se me antoja decírtelo.

El soldadito de plomo dijo...

Lo siento, Pajeú, pero has de saber que Leónidas la tiene pequeña.

¿Y mi SoSo?

Pajeú dijo...

Ya sé que prácticamente durante todo el tiempo sólo piensas en sexo y eso hace que todo lo que se diga te lleve a ese terreno; pero en este caso, erraste.

La observación "Y el mundo se estremezca bajo nuestros pies", tiene unas connotaciones más bien tétricas, no sexuales.

Y de momento, no hay SoSoS que valgan.
Vete, vuelve, y ya veremos.

Cachalote dijo...

Muchas gracias por obsequiarnos con esos relatos, pero ponte a cambiar el bombín de la cerradura que ya ha anunciado su regreso.

Por un momento me imaginé un final tipo la última escena de la película El club de la lucha, cuando el protagonista se da cuenta que su odiado Tyler Durden es él mismo, entre rascacielos cayendo de fondo. Peliculero que es uno.

Rocket dijo...

Estimados Soldadito, y sobre todo, Leónidas,

Pero, vamos a ver... ¿a ustedes nunca les han dicho que con las armas de fuego no se juega?, ¿que de una escoba sale un tiro?, ¿que hay más muertos por armas descargadas que cargadas?, ¡¿pero a quién se le ocurre?!

Porque que Gusifluky, angelito mío, se preste al juego me parece hasta normal, no es más que un niño, pero Leónidas... ¡vamos por Dios!, ¡después de tanta "mili"!

Y usted soldadito... ¡pero como se puede ser tan cándido!, aunque de alguien que lleva una "timo-balance" es cierto que se puede esperar cualquier cosa.

He de entender, por otro lado, que el que ha puesto la encuesta sobre el retorno de Leónidas ha sido el propio Leónidas... ¡uf, que ataque de ego tan insufrible!

Leónidas, querido, si pone usted encuestas, que sean para sondear el nivel de aceptación de sexo anal por parte de las lectoras del blog, y no sobre su persona. Está usted cambiado. Dígame, ¿ha probado a vestirse de lagarterana y hacerse fotos?, me han dicho que relaja mucho cuerpo y espíritu. Pruébelo y nos cuenta. (no olvide enviar las fotos).

Y en cuanto a Gusi:

¡Gato malo!, ¡has sido muy revoltoso!, ¡eso no se le hace a papá Soldadito!, ¡papá Leónidas debería enfadarse contigo mucho si no fuera por el ataque de cuernos que tiene!

Saludos,
Rocket

P.D.

Cachalote:

Ahí le ha dado, o Doctor Jekyll y Mr. Hide.

JAVI (El Inconformista) dijo...

Cagaito me tiene usted Sr. Soldaleo o Leosolda, como vuecencia prefiera.

¿Qué nuevas gamberras planeará? ¿Cúales serán las consecuencias?

Tiembla internet... y yo hago acopio de MacAllan y cigarros, que aun me quedan noches en vela por delante, veo. Esó sí, esta vez no contará usted con mi incauta presencia, que me voy a conformar con ser lector.

Maria dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Anónimo dijo...

Todos llevamos un Adolfo Buixó dentro... ¿Verdad?

El soldadito de plomo dijo...

Hola a todos. Perdón por lo que he tardado en dar señales de vida.

Pajeú:

Está bien, guárdate tus soSos o como se llamen para Leónidas, ¡pero él jamás te corresponderá!

Cachalote:

Ya he cambiado la cerradura, no obstante si Leónidas quiere aparecer cuando yo no esté en casa sólo tendrá que llamar a la puerta, y Gusifluky se la abrirá encantado. Por otra parte, Leónidas puede entrar a DCC desde cualquier punto con acceso a internet, y eso le basta y le sobra para perpetrar cualquiera de sus villanías.

Rocket:

Ciertamente Leónidas es un imprudente por jugar con pistolitas. Y sí, lo de la encuesta fue cosa suya, por supuesto, una de sus muestras de vanidad (y nada puedo hacer por retirarla desde que estoy despojado de mis privilegios de administrador en DCC). Y lo peor es que por ahora la mayoría de participantes han votado pidiendo su vuelta, ¡el mundo está loco!, aunque yo quiero creer que la mayoría de votos a favor son suyos.

En cuanto a las fotos de lagarterana, la verdad es que yo a estas alturas preferiría ver a Leo fotografiado en una sala autopsias, tal que así . Ah, esto me recuerda que no hace mucho prometí publicar un reportaje fotográfico donde aparecería desnudo para que dejar claro que no estoy nada gordo, y espero que esta vez no ocurra lo que le ocurrió a Leónidas cuando hizo la misma promesa.

Inconformista:

¿Qué es eso de ser solamente lector? ¿Qué significa? Con lo bonito que es participar...

María:

No creo que Gusi vaya a contar ese episodio, pero puedes ESCUCHARLO contando otras cosas. Tiene una voz tan linda...

J:

Sí, supongo que sí.

Rocket dijo...

Estimado soldadito,

No, no, creo que Leónidas se equivoca en el diagnóstico de la encuesta. Ésto es como los días de las elecciones, que tras el recuento todo el mundo encuentra un motivo para estar contento.

16 seres humanos se manifiestan a favor de la vuelta, 6 directamente por el No, 3 no conocen a Leónidas, a 7 les da igual puesto que consideran que Leónidas y usted, amén de Gusifluky, son el mismo "ente", 2 no consideran que pueda volver (está en el cielo), 9 quieren tías buenas y 3 están indecisos.

Se me dan, desde chiquitito, muy bien las mates, y la encuesta , en mi humilde opinión, arroja un balance final de 16 votos a favor del "sí" y 30 a favor del "No sí"... si yo fuera Leónidas no las tendría todas conmigo.

Saludos,
Rocket